Expertas identifican recursos tecnológicos con los que mejorar la educación pública para niñas y niños con discapacidad

10-06-2019
La Red en RD

El martes 11 de junio un equipo multidisciplinar de expertas dominicanas y españolas comenzó el Diagnóstico participativo de las necesidades educativas de las niñas y niños con discapacidad que se llevará a cabo en tres escuelas del Gran Santo Domingo, con el objetivo de identificar los recursos tecnológicos oportunos que se instalarán para mejorar la educación que reciben las niñas y niños con discapacidad. 


El diagnostico se enmarca en el proyecto piloto Incluye+d: Educación inclusiva con apoyo tecnológico para la infancia con discapacidad en República Dominicana que La RED y la Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica (COCEMFE) están llevando a cabo con la financiación de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID),Fundación ONCE y BJ Adaptaciones.


El proyecto contempla dotar de recursos tecnológicos a tres Aulas Específicas para la Inclusión Educativa (AEIE) ubicadas en centros de educación pública de Santo Domingo Este y Norte, donde estudian más de una treintena de niñas y niños con Síndrome de Down, Autismo (TEA) y Parálisis Cerebral Infantil (PCI). Para ello, un equipo multidisciplinar compuesto por la firma consultora dominicana M&E Consultants, la Técnica de Educación de COCEMFE, Beatriz Martínez, la experta en recursos tecnológicos para la discapacidad de BJ Adaptaciones,  Nair Alcocer, y el equipo de La RED, están llevando a cabo un diagnóstico en las escuelas con el que identificarán las necesidades del alumnado con discapacidad, así como las demandas del equipo docente para mejorar la calidad de la educación.


Tras su primera visita al país, Martínez aseguró que: “en los centros educativos se lleva a cabo una gran labor en cuanto a la enseñanza y la planificación, pero hay debilidad en cuanto a la comprensión de la discapacidad y la diversidad lo que le hace pensar que se necesita hacer un trabajo continuo de sensibilización”.


Por su parte, Alcocer señaló que: “es necesario reforzar la comunicación aumentativa y alternativa que favorezcan la comprensión de la información por parte del alumnado con discapacidad y facilite que estos se puedan expresar”. Además, destacó la importancia de  trabajar la regulación conductual a través de la estimulación sensorial.


El diagnóstico finalizará en septiembre y a partir de los resultados arrojados se avanzará hacia los dos resultados principales del proyecto: por un lado, la aplicación de soluciones tecnológicas que favorezcan la inclusión educativa de niños y niñas con discapacidad y, por otro lado,  fortalecer la comunidad educativa para la inclusión de niños y niñas con discapacidad en las escuelas regulares.